Con la colaboración de:

Crean una lengua artificial para detectar bebidas adulteradas

Esta nueva tecnología permite conocer con detalle el contenido de las bebidas alcohólicas

Detectar bebidas adulteradas y sus ingredientes solo era posible mediante un análisis realizado por profesionales. Ahora, un grupo de investigadores han presentado una lengua artificial para toda clase de bebidas, aunque actualmente, solo se haya utilizado con diferentes whiskies.

El proyecto financiado por el Leverhulme Trust, el Consejo de Investigación de Ingeniería y Ciencias Físicas y el Consejo de Investigación de Biotecnología y Ciencias Biológicas, permitió que los investigadores de las universidades de Glasgow y Strathclyde construyeran una lengua usando láminas submicroscópicas de oro y aluminio, creando un patrón de tablero de ajedrez formado por ambos metales, que actúan como “papilas gustativas”.

Las primeras pruebas se basaron en whiskys de 12, 15 y 18 años
Las primeras pruebas se basaron en whiskys de 12, 15 y 18 años

Las primeras pruebas se realizaron con whiskies Glenfiddich, Laphroaig y Glen Marnoch. Los sensores tuvieron una precisión de más del 99% y fueron capaz de distinguir entre el mismo whisky madurado en diferentes barriles y entre el mismo whisky envejecido durante 12, 15 y 18 años. Los hallazgos se publicaron en un artículo titulado “Cata de whisky usando una lengua nanoplasmónica bimetálica” en Nanoscale, una revista de la Royal Society of Chemistry.

Los científicos vertieron whisky sobre las ‘papilas gustativas’, que son 500 veces más pequeñas que sus equivalentes humanos, y realizaron un análisis estadístico de las sutiles diferencias en la forma en que los metales absorbían la luz, conocida como su resonancia plasmónica.

Aunque por ahora solamente se realizaron pruebas con whisky, el nuevo enfoque de diseño para la lengua artificial podría provocar el desarrollo de dispositivos portátiles para diagnósticos de calidad, falsificaciones en bebidas de alto valor e incluso para algún monitoreo ambiental en calidad del agua.

Gracias a la tecnología, cada vez aumenta la posibilidad de evitar el consumo de elementos perjudiciales para la salud.

Estos científicos han sido los primeros en crear una lengua con estas características, pero no los únicos en aplicar las nuevas tecnologías gastronómicas, ya que una start-up de Israel llamada Valiber creó un removedor, similar a una pajita, que analiza el contenido de azúcares y edulcorantes en líquidos. Puedes leer más sobre este invento, pinchando aquí.

No te pierdas: LOS HUEVOS A BASE DE PLANTAS SON UNA REALIDAD

Síguenos en TwitterFacebookInstagram o recibe nuestras noticias pinchando aquí.

Autor del artículo
Azucena Gil
Su formación comienza en Superior de Gastronomía Universidad, Ciudad de México. Ahí mismo emprende su vida laboral colaborando durante tres años dentro del equipo de Relaciones Públicas y como Coordinadora del área de Vinculación Institucional donde destaca por la organización de capacitaciones para restaurantes, haciendas y diversas empresas públicas y privadas, como la Cámara de Diputados. Durante este periodo realiza el Diplomado en Vinos para la formación del Sommelier. Posteriormente, en una importadora de vinos, dentro de la Ciudad de México, se desempeña como representante de venta de vinos españoles y argentinos donde se dedica a capacitar y formar a personas encargadas de brindar el servicio del vino en HORECA. Actualmente se encuentra realizando un Master en Cultura y Comunicación del vino en la Universidad de Ciencias Gastronómicas de Pollenzo, Italia.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies